Yo me enamoré de ti

Y aún no me lo puedo creer. Desde ayer nos va a costar mucho más mantener esa sonrisa contagiosa, caliente, inocente… la sonrisa de la esperanza.

Yo me enamoré de ti, de tus carnavales por culpa de esas coplas, esa música y esa letra que revuelve los corazones.

Yo descubrí el carnaval con Los Yesterday, con ellos viví mi tardía adolescencia, de ellos canté todos sus pasodobles entre amigos, en las plazas y botellones de Jerez. A mí, que hasta entonces no me gustaba el carnaval, me montaban en un autobús con cuatro amigos y sacábamos al viento cada una de tus letras. Las ruinas romanas, Kadi city y los yesterday, eso era para nosotros el botellón, cuatro fandangos, dos bulerías y las letras de Juan Carlos.

Tú me gustaste por esas alas rotas que tienen los ángeles caídos, esos que nunca han temido al castigo por las letras escritas. Seguro que te llevaste esa guitarra para seguir tocando. Espero poder estar en tu reino algún día, sentao a la izquierda de un mundo apaleao por tantos reyes, que han negado al pueblo su paraiso. Nos dejaste el mejor padre nuestro, el único que merece la pena rezar.

Me enamoraron las letras de un condenao, esa luna que te miraba con envidia y te buscaba para decirle al cielo que siguiera esperando. Cada condena que nos lanzabas en tus coplas, esas letras que ha oído y cantado el mundo entero, eran la tinta para dibujar un mundo nuevo. Me ensañaste que un amigo siempre es un amigo y para amigos siempre tendremos a nuestros padres.

Yo descubrí la revolución en los pasodobles de tus comparsas. Escuche cada palabra del ángel caído, del bohemio, del hombre inmortal, del golfo y el canalla que escribía al hijo sus mejores consejos: Aquí los libros, ahí la calle;  del poeta de Cádiz, para Cádiz.

Descubrí que la música, la hicieron para que el pueblo pudiera decirle a quienes le oprimen lo que nadie se atreve a decir, y para decirlo hace falta el valor que solo tienen los poetas de Cádiz, los artistas como tú.

A las aficionadas y aficionados se nos ha ido un genio; a la cultura se le ha marchado un filósofo, un crítico; a la escuela, le han robado otro profe; A Cádiz le han quitado su rebelde; no puedo pensar en el sufrimiento de sus comparsas, sus chirigotas, sus compañeros y su familia.

Te has ido y nos has dejado el mejor programa político a seguir, con la estregia bien definida, la religión que lo sostiene y los principios que lo hacen la esperanza del pueblo: CALLE Y LIBERTAD.

TE QUEDAS POR SIEMPRE JUAN CARLOS ARAGÓN.

juan carlos aragon

 

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s